La fotografía como afición y disfrute.



Puedes hacer uso de las etiquetas para ver especies concretas en la barra lateral derecha.

Las fotografías pueden verse a mayor TAMAÑO haciendo click sobre ellas.


NOTA:
Las fotografías mostradas a continuación, son propiedad del autor y no pueden ser utilizadas, copiadas o manipuladas con ninguna finalidad, sin la autorización expresa del autor.

miércoles, 9 de abril de 2014

Un buen rato, Manolo

Gracias a mi amigo Manolo Ramírez, que nos ofreció su comedero para que pasásemos un buen rato de "pipis" por la mañana, conseguí unas fotos que os muestro a continuación.

No se dió muy prolífica la mañana, y nos quedamos a puntito de lo que buscábamos, pero de todas formas, siempre es agradable estar, ver y oir a estos nerviosos pequeñines en el campo.

Lo primero, fueron los carboneros y verderones.




No tardaron en aparecer los gorriones. Oportunistas como siempre y listos como ellos solos...


En una pausa larga, pudimos ver al más valiente del campo. Un gusanito que no tenía cosa mejor que hacer que pasearse por todo lo alto de una piedra, justo en la diana, en medio de la batalla.


Finalmente, los esquivos rabilargos, que merodeaban pero no se atrevían a entrar, lo hacían fugazmente



Ya terminada la sesión, desde fuera se veían unas ovejas que plácidamente descansaban y pastaban al sol en una mañana más que agradable de las que nos trae el tiempo en el que estamos.







martes, 1 de abril de 2014

Una tarde con el LINCE

NOTA: Las imágenes que se muestran son grandes recortes del original debido a la distancia, y de ajustes importantes debido a la escasa luz que había disponible al final de la tarde. De ahí, su escasa calidad fotográfica, pero su valía como documento gráfico para ilustrar un encuentro con tan magnífico felino.

No dejó de sorprendernos un día, haciendo una ruta por una finca de la Sierra de Andújar, el ver a un Lince tanto tiempo sentado y relajado en un mismo sitio.
Tanto es así, que nos permitió (pese a la distancia que nos separaba), a cuantos íbamos en el grupo, poder indicar a todos donde se encontraba, para así poder disfrutarlo y verlo de cuantas formas nos era posible y tranquilamente.

En un principio, se mantuvo sentado largo rato. Ajeno e indiferente a cuanto acontecía en la distancia.


Pasado un buen rato, y a causa de algún que otro conejo que merodeaba por la zona, por fin decide levantarse para intentar dar caza a tan rico manjar casi a la mano...


Pero el conejo, avispado y atento (por la cuenta que le trae), y las llamativas pocas ganas del Lince por hacer un esfuerzo por capturar su presa, termina con la vuelta al lugar de su descanso


El conejo, imagino que asombrado por el poco interés mostrado por su depredador, y no fiándose tampoco mucho de que éste se hubiese marchado, se asoma atento para ver que realmente no hay peligro


El Lince nuevamente descansa plácidamente sobre la hierva, durante un buen rato. Rato en el que se mueve por un espacio reducido de terreno, olisqueando y tumbándose en diferentes sitios


Finalmente, descubrimos el por qué de su apatía en la caza y de su persistencia en esa zona concreta de terreno. Llegado el momento, tira fuertemente de una presa que mantenía medio enterrada muy cerca, sacándola a la superficie para seguir comiendo cuanto podía obtener de cuanto quedaba


Y así quedó, tras mucho rato. Junto a la presa. Ya casi anochecido. Mordisqueando por aquí y por allá, mientras nosotros nos alejábamos ante la ya inminente caída de la luz, concluyendo una jornada que bien mereció la pena vivir


martes, 11 de marzo de 2014

Al otro lao hace más fresquito...

Eso debían ir buscando estas ciervas, al cruzar plácidamente en un día cualquiera de finales del verano pasado, cuando al rato de amanecer, ya empezaba el sol a calentar avisando de la fuerza que tomaría en poco rato.
Fue un placer poder verlas "ramonear" y cruzar tan despacito, sin prisa alguna, sin ser incomodadas por cualquier peligro potencial o perturbación que las alertara.
Ajenas a mi presencia en la distancia.




lunes, 10 de marzo de 2014

Una mañana provechosa.

Tras tanta agua y tras tantas ganas de llenarse de luz, empieza todo de nuevo a tomar forma tal y como acostumbramos y gustamos muchos de por aquí abajo...
No es lo ideal para fotografiar, por la dureza de la luz, y pronto por el calor
Pero esa luz, esos contrastes, son parte nuestra y debemos aprovechar lo que en ocasiones nos brindan

Gracias a los muchos ojos que un domingo de marzo recorren los verdes y piedras del Jándula, pude ver y disfrutar un rato de un buen ejemplar de Lince, que paseaba trayendo locos a un grupo de jóvenes que con gran ilusión lo seguían con sus prismáticos y observaban expectantes.
 El animal, como abstraído del revuelo de la otra orilla, paseaba, olía, se tumbaba a la sombra en una piedra, y cuando creyó oportuno, de un salto buscó la umbría y se perdió.

También, al poco de llegra, un encuentro inesperado con un Cormorán
Cara a cara. Asombro por asombro
Pero en ésta ocasión, no inició el vuelo al instante de vernos frente a frente sin esperarlo ambos
Se quedó. Se relajó. Se tiró al agua para tontear con una perdida carpa, a la que dejó marchar. subió a una roca para secarse y acomodarse, y finalmente se durmió metiendo su cabeza bajo el ala.
Era el momento de marchar. En silencio, a otro lugar.













miércoles, 26 de febrero de 2014

Cosas de un paseo...

Bueno, pues eso es. Nada mas.
Son cosas que te rodean y que te roban un poco de atención cuando das una vuelta por esos caminos del Parque...

Un rincón encantado del río al amanecer entre brumas
Una garza que pasa silenciosa casi esquivando el encuadre
Una paloma, que tan poca atención suscita entre las cámaras, pese a dar vida al campo
Y ese Cormorán que parece blindado entre las ramas

Y no es poco





miércoles, 12 de febrero de 2014

JÁNDULA, es más que un río

Sí que lo es
Y no solo es agua
Y es mucho más de lo que se ve en las fotos
Es paisaje, es olor, es luz, es ambiente...
Pongo algunas imágenes tomadas en cualquiera de los rincones que muestra o esconde
Un pequeño, breve e incompleto homenaje a un lugar
Un lugar, que hasta cuando duerme, vive



  





sábado, 8 de febrero de 2014

Bienvenidas de nuevo

Tras bastante tiempo sin disfrutar de ellas, y sin ni siquiera verlas, de nuevo se dejan ver para disfrutar de sus juegos, de sus recorridos, de su compañía.
Me ha hecho una ilusión enorme poder fotografiarlas como hace tiempo
Incluso parece burlarse en una de ellas al mirarnos uno al otro




lunes, 3 de febrero de 2014

Qué breve es lo bonito, lo delicado, tantas cosas de la vida...

Una grata tarde en el mariposario de Benalmádena el pasado verano

Es interesante ver como es el ciclo vital de estos bonitos animales que adornan y embellecen nuestros campos y los de tantos sitios. Aquí, vemos tropicales, pero primas hermanas al fin y al cabo.
Merece la pena profundizar en ese "humedal" y disfrutar de una tarde en su compañía.

Entrada larga, sí. Pero es difícil resumir lo visto y disfrutado, con tanta variedad

Breve la existencia de estos seres. Como su cautivadora belleza. Como una flor. Como la niñez. Como la inocencia. Como... casi todo lo bueno?